Cómo saber si sudas demasiado

Este artículo fue creado en cooperación con la Sociedad Internacional de Hiperhidrosis.

Apretones de manos vergonzosos y sudorosos, pies que se resbalan aun de las colchonetas de yoga más pegajosas, zapatos bastante dañados, maquillaje manchado, pelo mojado y axilas que empapan las camisas como un grifo que gotea. En ocasiones hay demasiadas cosas buenas.

Y sí, sudar es algo bueno ... por norma general.

Nos guste o bien no, la transpiración es humana, precisa y natural. Sudar ayuda al cuerpo a sostener una temperatura interna saludable a fin de que podamos marchar y subsistir. Piense en la sudoración como un sistema de aire acondicionado personal; se activa cuando más lo precisas, como en los días calurosos y húmedos o bien cuando estás en la mitad de un adiestramiento de glúteos (y, uh, sí, la sudoración de glúteos es una cosa). Asimismo está, naturalmente, el sudor agobiante que brota a lo largo de las entrevistas de trabajo, presentaciones y otras situaciones en las que estoy en un apuro.

Entonces sudar es normal. Mas sí, en ocasiones puede resultar molesto.

Pero, ¿y si sudas mucho? Como un paquete o bien empaquetar, ¿mucho? ¿4 o bien 5 veces más de lo que sudan tus amigos, con independencia del agobio, el ejercicio o bien el tiempo? Una sudoración tan extrema y también incontrolable es realmente una condición médica llamada hiperhidrosis o bien sudoración excesiva. La hiperhidrosis puede mojar, hundir, manchar, sobresaturar y arruinar muchas cosas en la vida de una persona, desde ropa, zapatos, maquillaje, pelo y herramientas tecnológicas hasta la confianza en sí y el bienestar. Vivir con sudoración excesiva puede resultar costoso. En verdad, una investigación publicado en dos mil dieciseis en la Revista de la Academia Estadounidense de Dermatología examinó las tasas de ansiedad y depresión en una muestra de pacientes dermatológicos y halló que los dos problemas médicos mental eran mucho más frecuentes en pacientes con hiperhidrosis que en pacientes sin hiperhidrosis.

Te puede Interesar  Acné hormonal por exceso de testosterona: cómo acabar con él

Pero si jamás ya antes ha oído charlar de la hiperhidrosis, no está solo. Pese a que se trata de un problema médico parcialmente común (que afecta a alrededor del cuatro con ocho% de la población y al ocho con ocho% de las personas de dieciocho a treinta y nueve años), bastantes personas, aun los médicos, aún no saben mucho a este respecto ni sus efectos perjudiciales. sobre la vida, de qué manera se diagnostica y las muchas formas de tratarlo.

Es hora de mudar eso.

Una cosa esencial a comprender es que realmente hay 2 tipos diferentes de hiperhidrosis: hiperhidrosis primaria y también hiperhidrosis secundaria.

  • Hiperhidrosis primaria es una condición médica en sí. En ocasiones se le llama hiperhidrosis idiopática pues es una sudoración excesiva sin una causa distinguible. Es lo propio.
  • Hiperhidrosis secundaria es la sudoración extrema y no deseada ocasionada por otro problema médico o bien por un fármaco que está tomando una persona. Ciertas causas comunes de hiperhidrosis secundaria incluyen afecciones médicas graves como diabetes tipo dos, insuficiencia cardiaca, artritis reumatoide e inclusive el embarazo. Entonces, sí, quiere que controlen su inconveniente de sudoración. Los fármacos que pueden ocasionar hiperhidrosis secundaria incluyen: algunos antidepresivos, algunos bloqueadores beta (utilizados ​​para tratar la presión arterial alta y inconvenientes cardiacos), algunos tratamientos para la esquizofrenia, tratamientos para el cáncer y otros muchos (la Sociedad Internacional de Hiperhidrosis cuenta cuando menos doscientos cuarenta fármacos que pueden ocasionar sudoración con más de setenta afecciones médicas).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir