Consejos para eliminar el acné

Consejos para eliminar el acné

Consejos para eliminar el acné A la hora de eliminar el acné hay determinadas pautas que son aconsejables seguir y que sin duda, nos ayudarán en nuestra lucha contra el acné.

Consejos para eliminar el acné
Consejos para eliminar el acné

Nuestro comportamiento alimentario es un punto clave en nuestro empeño por eliminar el acné. Vamos a concretar un poco más estos factores claves en nuestra alimentación.

Índice

    Alimentos variados

    La alimentación no debe ser monótona sino variada para que incluya frutas, verduras y distintas semillas, que nos aportan los nutrientes necesarios para nuestro organismo. Los zumos de frutas frescas son muy recomendables, ya que son un gran aporte vitamínico. La aparición de acné puede ser debido, en ocasiones,  a algún tipo de déficit de determinados minerales, por lo que es recomendable comer nueces del Brasil o semillas de calabaza. Estos frutos secos aportan Selenio a nuestro organismo junto con Zinc. La carencia de estos elementos  en el organismo está relacionada con la aparición de acné.

    Suficiente agua

    Debemos beber bastante agua al día. Lo recomendado son dos litros diarios. Debería ser agua mineral y sin gas. El agua es fundamental para que la piel esté hidratada y de este modo pueda llevar a cabo su función de eliminación de toxinas a través de los poros. Cuando las toxinas no encuentran la salida porque los poros están obstruidos es cuando se comienza a formar el acné.

    Suplementos

    Cuando con los alimentos no podemos aportar a nuestro organismo los elementos necesarios para el desarrollo de todas sus funciones, deberíamos tener en cuenta los suplementos alimenticios. Estos los podemos conseguir en la farmacia o en el herbolario. Estas vitaminas, minerales y oligoelementos nos ayudarán a mantener una piel más clara y libre de acné.

    Productos naturales

    Debemos tener cuidado con los productos que hay en el mercado, ya que algunos contienen sustancias que pueden agravar el estado de nuestra piel con acné. Recomendamos productos con elementos naturales que pueden tener un efecto anti-bacteriano, como puede ser el aceite de árbol de té. También debemos confiar en el poder auto sanador de nuestro cuerpo. Si usamos maquillaje debe ser uno que no obstruya los poros, de lo contrario favoreceríamos la aparición de acné.

    Evita el azúcar y productos refinados

    Hay que tratar de evitar alimentos refinados y con alto contenido en azúcares.  El exceso de azúcar en la sangre eleva la insulina en la sangre y esto lleva aparejado un aumento de las hormonas masculinas que originan un exceso de sebo, el cual a su vez incita el crecimiento de las bacterias responsables del acné. Es claramente una reacción en cadena. Así que si evitamos el primer eslabón de la cadena no llegaremos a la consecuencia final que sería la aparición de acné.

    Reduce el consumo de cafeína

    Todo tipo de sustancias que alteren los niveles de hormonas en nuestro cuerpo, son un factor decisivo en la aparición de acné. Entre estas sustancias se encuentra la cafeína, el chocolate, el té y otras bebidas estimulantes.

    Reduce los productos lácteos y la carne roja

    Una vez pasada nuestra infancia, a nuestro organismo se le hace más difícil digerir los productos lácteos.  Estos lácteos producen unos ácidos en nuestro cuerpo, al igual que la carne roja, los cuales son difíciles de digerir por nuestro organismo. Es por ello que el cuerpo está sobrecargado a la hora de eliminar los residuos y no lo hará con tanta eficacia. Esto se traduce en la posible aparición de acné. Altos niveles de proteínas en nuestro cuerpo son un factor que propicia el acné. No olvides que hay otras alternativas a los productos lácteos, y si no, seguro que conoces a alguien que sea intolerante a la lactosa y esa persona te podrá orientar en los productos alternativos.

    Intenta reducir el estrés

    Cuando estamos sometidos a estrés nuestro cuerpo libera la hormona del estrés llamada cortisol, la cual nos puede agravar el acné e incluso producirlo. Debemos intentar controlar esos estados de estrés o ansiedad practicando algún tipo de ejercicio de relajación, como puede ser el yoga o el Tai-Chi o simplemente aprendiendo técnicas de relajación.

    Contacto con la Naturaleza

    El estar en contacto con la Naturaleza, respirando aire fresco y puro nos ayuda a oxigenar nuestra piel también. El disfrutar de unos minutos al día del Sol activa la producción de la vitamina D en nuestro organismo, y esto es fundamental para una piel sana.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir