Pautas para un tratamiento efectivo del acné

Pautas para un tratamiento efectivo del acné

Pautas para un tratamiento efectivo del acné El padecer acné puede originar una frustración, ya que para las personas que padecen esta enfermedad de la piel puede llegar a ser un problema bastante incómodo y generar en desesperación.

Pautas para un tratamiento efectivo del acné
Pautas para un tratamiento efectivo del acné

El tratamiento del acné requiere tiempo una vez haya aparecido. Para eliminarlo o evitar que aparezca más acné deberá seguir un tratamiento y en un determinado periodo de tiempo, verá resultados. Prevenir el acné resulta más fácil, aunque no en todos los casos ocurre así.

Independientemente de en qué estado esté su piel ahora, usted puede lograr una piel sana y radiante si sigue unos pasos diarios en el cuidado de su piel.

Índice

    Limpieza de la piel diaria

    La limpieza de la piel es muy importante, por lo que debe lavarla dos veces al día, mañana y noche. Además cuando haga ejercicio y sude, también debe limpiarla. Antes del ejercicio para que los poros puedan respirar bien y después del ejercicio para eliminar la suciedad que se ha acumulado durante el ejercicio. Use preferentemente un limpiador suave y a ser posible hipoalergénico.  Tenga también en cuenta, el tipo de piel que tiene, es decir si es grasa, mixta o seca.

    En el momento de efectuar la limpieza procure no restregar la piel. Primero humedezca la piel con agua tibia y luego aplique el limpiador dado un pequeño y suave masaje en círculo por zonas. Luego aclare con agua tibia y seque la piel con una toalla limpia dando pequeños toques (procure utilizar esta toalla solo para este fin)

    En caso de que usted tenga el cabello graso, procure mantenerlo limpio y fuera de la cara, ya que podría agravar el problema del acné. Si tiene el pelo largo le recomendamos que se lo recoja para evitar que esté en contacto con la cara.

    Cuidado con el afeitado

    Por regla general, este problema afecta principalmente a los hombres. Preste especial atención a aquellas zonas que están más afectadas, intentando humedecer y suavizar esas zonas con mayor cuidado antes de pasar la cuchilla. Si algún día tiene la piel muy mal, evite el afeitado hasta el día siguiente. Después del rasurado utilice algún tipo de tónico calmante o gel para calmar la irritación.

    No se toque la cara.

    Debe evitar a toda costa estar pasando las manos por la cara, ya sea para apretarse, rascarse los granos de modo compulsivo o cualquier otra cosa. Recuerde que el reventar los granos es lo que deja cicatrices. Lo único que conseguirá al tocarse la cara es llevar suciedad en forma de bacterias y gérmenes. Piense por cuantos sitios pasamos las manos al día…

    Productos de cosmética

    Los productos que utilizamos a diario deben cumplir los siguientes requisitos:

    • No deben contener aceites.
    • Deben ser hipoalergénicos y para nuestro tipo de piel
    • Productos que no lleven abiertos más de 6 meses.
    • Observar qué le va mejor, si geles o cremas.
    • Si utiliza maquillaje, tenga cuidado no sea que interfiera en el tratamiento y lo que no debe olvidar nunca es de desmaquillarse. No deben quedar restos de maquillaje en su piel.

    Cuidado con el Sol

    Debe tomar especial precaución si está realizando un tratamiento, ya que la exposición al sol utilizando determinados productos le podría originar manchas en la piel o incluso reacciones alérgicas. Tenga en cuenta que una exposición excesiva al sol provoca envejecimiento de la piel además de los riesgos de enfermedades de la piel, como puede ser el melanoma o cáncer de piel.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir